Logo Verificiencia

El lado oscuro del legado de Linus Pauling

El lado oscuro del legado de Linus Pauling

Articulo originál en ingles por Stephen Barrett, Doctor en Medicina
Traducción al español por Liliana Ruvalcaba


Linus Pauling, PhD (1901-1994), ha sido el único ganador de dos premios Nobel no compartidos: recibió un premio por química en 1954 y el otro por la paz en 1962. Aunque contribuyó en gran medida al desarrollo de teorías químicas, su impacto en el mercado de la salud no es loable.

Pauling es en gran parte responsable de la extendida creencia errónea de que las altas dosis de vitamina C son efectivas contra los resfriados y otras enfermedades. En 1968 postuló que las necesidades personales de vitaminas y otros nutrientes varían marcadamente y que para mantener una buena salud, muchas personas necesitan cantidades de nutrientes mucho mayores de las manejadas en el Consumo Diario Recomendado (RDA, por sus siglas en inglés).

Pauling especuló que las megadosis de ciertas vitaminas y minerales bien podrían ser el tratamiento de elección para algunas formas de enfermedad mental; llamó a este enfoque "ortomolecular", que significa "molécula correcta". A continuación, amplió constantemente la lista de enfermedades que creía podrían estar influenciadas por la terapia "ortomolecular" y el número de nutrientes adecuados para tal uso. Ningún médico o nutricionista responsable comparte estos puntos de vista.

La vitamina C y el resfriado común

En 1970, Pauling anunció en Vitamina C y el resfriado común que tomar 1,000 miligramos de vitamina C al día reduce la incidencia de resfriados en un 45% para la mayoría de las personas, pero que algunos personas necesitan cantidades mucho mayores [1]. (La dosis diaria recomendada de vitamina C es de 60 mg). La revisión de 1976 del libro, retitulada Vitamina C, el resfriado común y la gripe , sugirió dosis aún más altas [2]. Un tercer libro, Vitamin C and Cancer (1979) afirma que las altas dosis de vitamina C pueden ser eficaces contra el cáncer. Otro libro, Cómo sentirse mejor y vivir más tiempo (1986), declaró que las megadosis de vitaminas "pueden mejorar su salud general ... para aumentar su disfrute de la vida y pueden ayudar a controlar las enfermedades cardíacas, el cáncer y otras enfermedades y en ralentizando el proceso de envejecimiento ". [3] Según los informes, el propio Pauling tomó al menos 12,000 mg diarios y aumentó la cantidad a 40,000 mg si aparecen síntomas de un resfriado [4]. En 1993, después de someterse a radioterapia para el cáncer de próstata, Pauling dijo que la vitamina C había retrasado la aparición del cáncer durante veinte años. Esto no fue una afirmación comprobable. Murió por la enfermedad en agosto de 1994.

El hecho científico se establece cuando el mismo experimento se lleva a cabo una y otra vez con los mismos resultados. Para evaluar el efecto de la vitamina C en los resfriados, es necesario comparar los grupos que obtienen la vitamina con grupos similares que reciben un placebo (una píldora falsa que se parece a la realidad). Dado que el resfriado común es una enfermedad muy variable, las pruebas adecuadas deben involucrar a cientos de personas durante periodos de tiempo significativamente largos. Al menos 16 estudios de doble ciego y bien diseñados han demostrado que la suplementación con vitamina C no previene los resfriados y en el mejor de los casos puede reducir levemente los síntomas de un resfriado [5]. Puede producirse una leve reducción de síntomas como resultado de un efecto similar a los antihistamínicos, pero si esto tiene un valor práctico es motivo de controversia. Los puntos de vista de Pauling se basan en los mismos estudios considerados por otros científicos, pero sus análisis son defectuosos.

Los ensayos clínicos más grandes, con miles de voluntarios, fueron dirigidos por el Dr. Terence Anderson, profesor de epidemiología de la Universidad de Toronto [6-9]. En conjunto, sus estudios sugieren que la vitamina C adicional puede reducir levemente la gravedad de los resfriados, pero no es necesario tomar las dosis altas sugeridas por Pauling para lograr este resultado. Tampoco se gana nada tomando suplementos de vitamina C durante todo el año con la esperanza de prevenir los resfriados.

Otro estudio importante fue reportado en 1975 por científicos de los Institutos Nacionales de Salud que compararon píldoras de vitamina C con un placebo antes y durante los resfriados. Aunque se suponía que el experimento era doble ciego, la mitad de los sujetos podían adivinar qué píldora estaban obteniendo. Cuando los resultados se tabularon con todos los sujetos agrupados, el grupo de vitamina informó menos resfriados por persona durante un período de nueve meses. Pero entre la mitad que no habían adivinado qué píldora habían estado tomando, no se encontraron diferencias en la incidencia o gravedad [10]. Esto ilustra cómo las personas que piensan que están haciendo algo efectivo (como tomar una vitamina) pueden mostrar un resultado favorable incluso cuando no existe ninguno (esto es el famoso efecto placebo).

La Vitamina C y el Cáncer

En 1976, Pauling y el Dr. Ewan Cameron, un médico escocés, informaron que la mayoría de cien pacientes con cáncer "terminal" tratados diariamente con 10,000 mg de vitamina C tuvieron un tiempo de sobrevivencia entre tres y cuatro veces mayor que pacientes similares que no recibieron suplementos de vitamina C. [11,12] Sin embargo, el Dr. William DeWys, jefe de investigaciones clínicas en el Instituto Nacional del Cáncer, descubrió que el estudio estaba mal diseñado porque los grupos de pacientes no eran comparables [13]. Los pacientes con vitamina C eran de Cameron, mientras que los otros pacientes estaban bajo el cuidado de otros médicos. Los pacientes de Cameron comenzaron a tomar vitamina C cuando los etiquetó como "no tratables" por otros métodos, y su subsiguiente supervivencia se comparó con la supervivencia de los pacientes "control" después de que sus médicos los identificaron como no tratables. DeWys razonó que si los dos grupos eran comparables, los períodos de tiempo desde la entrada en el hospital hasta ser etiquetados como intratables deberían ser equivalentes en ambos grupos. Sin embargo, descubrió que los pacientes de Cameron fueron etiquetados como no tratables mucho antes en el curso de su enfermedad, lo que significa que ingresaron al hospital antes de que estuvieran tan enfermos como los pacientes de otros médicos y, naturalmente, se esperaría que vivieran más tiempo.

Sin embargo, para evaluar si Pauling podría estar en lo cierto, la Clínica Mayo realizó tres estudios doble ciego en los que participaron un total de 367 pacientes con cáncer avanzado. Los estudios, informados en 1979, 1983 y 1985, encontraron que los pacientes a los que se les administraron 10.000 mg de vitamina C al día no mejoraron más que los que recibieron un placebo [14-16]. Pauling criticó el primer estudio, afirmando que los agentes quimioterapéuticos podrían haber suprimido el sistema inmunológico de los pacientes para que la vitamina C no pudiera funcionar [17]. Pero su informe de 1976 sobre el trabajo de Cameron estableció claramente que: "Todos los pacientes son tratados inicialmente de una manera perfectamente convencional, mediante la operación, el uso de radioterapia y la administración de hormonas y sustancias citotóxicas". Y durante una charla posterior en la Universidad de Arizona, afirmó que la terapia con vitamina C podría usarse junto con todas las modalidades convencionales [18]. Los participantes en el estudio de 1983 no habían recibido tratamiento convencional, pero Pauling descartó sus resultados de todos modos.

Aparte de la ciencia, está claro que Pauling estaba políticamente alineado con los promotores de prácticas de nutrición no científicas. Dijo que su interés inicial en la vitamina C fue despertado por una carta del bioquímico Irwin Stone, con quien posteriormente mantuvo una estrecha relación de trabajo. Aunque a Stone se le conocía como "Dr. Stone", sus únicas credenciales eran un certificado que demostraba la finalización de un programa de química de dos años, un título de quiropráctica honorario del Colegio de Quiropráctica de Los Ángeles y un "Ph.D." de la Universidad de Donsbach, una escuela por correspondencia no acreditada.

En un capítulo poco publicitado en Vitamina C y el resfriado común , Pauling atacó a la industria de alimentos saludables por engañar a sus clientes. Al señalar que la vitamina C "sintética" es idéntica a la vitamina C "natural", advirtió que los productos "naturales" de mayor precio son una "pérdida de dinero". Y agregó que "las palabras 'cultivadas orgánicamente' son esencialmente insignificantes, solo son parte de la jerga utilizada por los promotores de alimentos saludables para obtener sus ganancias excesivas, a menudo de personas mayores con bajos ingresos". Pero la vitamina C, el resfriado común y la gripe, emitida seis años después, no contenía ninguna de estas críticas. Esta omisión no fue accidental. En respuesta a una carta, Pauling me informó que, después de que salió su primer libro, fue "fuertemente atacado por personas que también atacaban a la gente de la comida saludable". Sus críticos eran tan "parciales", decidió, que ya no los ayudaría a atacar la industria de alimentos saludables, mientras que otra parte de su ataque estaba dirigida contra él [19].

El Instituto de Ciencia y Medicina Linus Pauling fue fundado en 1973 y funcionó bajo ese nombre hasta 1995 [20]. El instituto estaba dedicado a la "medicina ortomolecular". Durante muchos años, su mayor donante corporativo fue Hoffmann-La Roche, el gigante farmacéutico que produce la mayor parte de la vitamina C del mundo. Muchos de los folletos de recaudación de fondos del instituto contenían información cuestionable. Durante la década de 1980, por ejemplo, afirmaron falsamente que no se habían realizado progresos significativos en el tratamiento del cáncer durante los veinte años anteriores.

Una disputa entre Pauling y el Dr Arthur Robinson, da evidencia adicional de que la defensa de Pauling para la megadosis de vitamina C, fue menos que honesta. Robinson, un antiguo estudiante y antiguo asociado de Pauling, ayudó a fundar el instituto y se convirtió en su primer presidente. Según un informe de investigación del Dr. James Lowell, en el boletín Foro de Nutrition (Nutrition Forum newsletter), la propia investigación de Robinson lo llevó a concluir en 1978 que las altas dosis (5-10 gramos por día) de vitamina C recomendadas por Pauling en realidad podrían promover algunos tipos de cáncer en ratones [18]. Robinson le dijo a Lowell, por ejemplo, que los animales alimentados con cantidades equivalentes a las recomendaciones de Pauling contrajeron cáncer de piel con casi el doble de frecuencia que el grupo control y que solo dosis de vitamina C casi letales tenían algún efecto protector. Poco después de informar esto a Pauling, se le pidió a Robinson que renunciara al instituto, se mataron a sus animales de experimentación, se confiscaron sus datos científicos y se destruyeron algunos de los resultados de investigaciones anteriores. Pauling también declaró públicamente que la investigación de Robinson era poco profesional e inadecuada. Robinson respondió demandando al Instituto y sus fiduciarios. En 1983, la demanda se resolvió fuera de la corte por $575,000. En una entrevista citada en Nature, Pauling dijo que el acuerdo "no representaba más que una compensación por la pérdida del cargo y el costo de los honorarios legales de Robinson". Sin embargo, el acuerdo aprobado por el tribunal indica que $425,000 del acuerdo fue por calumnia y difamación. Los honorarios legales propios del Instituto fueron cercanos a un millón de dólares [21].

En 1994, Robinson y dos colegas resumieron los resultados de cuatro estudios con ratones que había llevado a cabo mientras trabajaba en el Instituto Pauling [22]. Casi todos los ratones desarrollaron cánceres de piel (carcinomas de células escamosas) después de la exposición a la radiación ultravioleta. En total, 1.846 ratones sin pelo recibieron un total de 38 dietas diferentes. Los investigadores encontraron que (a) la tasa de aparición y la gravedad de los tumores podría variar hasta 20 veces simplemente modificando el equilibrio dietético; (b) las dietas con el peor balance de nutrientes tuvieron el mayor efecto inhibidor sobre el crecimiento del cáncer; y (c) no se observaron curas o remisiones (aunque los investigadores no estaban buscando esto). En 1999, Robinson comentó:

Los resultados de estos experimentos causaron una discusión entre Linus y yo, que terminó nuestro período de 16 años de trabajo juntos. Él no estaba dispuesto a aceptar el hecho probado experimentalmente de que la vitamina C en dosis ordinarias aceleraba la tasa de crecimiento del carcinoma de células escamosas en estos ratones.

En ese momento, Linus estaba promoviendo su afirmación de que "el 75% de todos los cánceres se pueden prevenir y curar solo con vitamina C". Este reclamo demostró ser sin fundamento experimental y no cierto. . . . La vitamina C aumentó la tasa de crecimiento del cáncer en equivalentes humanos de 1 a 5 gramos por día, pero suprimió la tasa de crecimiento del cáncer en dosis del orden de 100 gramos por día (cerca de la dosis letal), al igual que otras medidas de desnutrición [ 23].

Recientes estudios de laboratorio han encontrado que la vitamina C puede interferir con la efectividad de cinco medicamentos contra el cáncer. Primero, los investigadores dieron un producto de vitamina C a las células cancerosas que se trataron con quimioterapia y descubrieron que morían entre el 30% y el 70% menos de células cancerosas. Luego inyectaron ratones con células cancerosas, administraron quimioterapia y descubrieron que las células crecían en tumores mucho más rápido en los ratones que recibieron un tratamiento previo con vitamina C. Los investigadores advirtieron que, aunque los resultados en animales no son necesariamente aplicables a los humanos, la suplementación con vitamina C durante el tratamiento del cáncer puede interferir con el efecto de la quimioterapia en humanos [24].

Otras actividades cuestionables

A mediados de la década de 1970, Pauling ayudó a liderar la campaña de la industria de alimentos saludables en busca de una ley federal que debilitara la protección de la FDA a los consumidores contra los reclamos nutricionales engañosos. En 1977 y 1979, Pauling recibió premios y presentó sus puntos de vista sobre la vitamina C en las convenciones anuales de la Asociación Nacional de Alimentos Nutricionales (la principal asociación comercial de minoristas, distribuidores y productores de alimentos saludables). En 1981, aceptó un premio de la Federación Nacional de Salud (NHF, por sus siglas en inglés) por "servicios prestados en nombre de la libertad de la salud" y le dio a su hija una membresía vitalicia en esta organización. la NHF promueve la gama de charlatanería. Muchos de sus líderes han tenido dificultades legales y algunos incluso han recibido sentencias de prisión por varias actividades de "salud". Pauling también habló en un Seminario de la Escuela Parker para el Éxito Profesional, una reunión donde a los quiroprácticos se les enseñaron métodos altamente cuestionables para desarrollar sus prácticas. Un anuncio para la reunión invitó a los quiroprácticos a posar con Pauling para una fotografía (que presumiblemente podría usarse para publicidad cuando los quiroprácticos regresaran a casa).

En 1981, después de enterarme de que Pauling había donado dinero a la NHF (para la membresía vitalicia de su hija), le pregunté si conocía el sombrío trasfondo de la NHF y el hecho de que era la principal fuerza anti-fluoración en los Estados Unidos. También le pregunté si le preocupaba que el dinero se usara para ayudar a combatir la fluoración. En una serie de cartas, respondió que: (a) apoyaba firmemente la fluoración, (b) estaba al tanto de la oposición de la NHF, (c) había tratado de presionar a la organización para cambiar sus puntos de vista, (d) se había pronunciado a menudo y durante muchos años, y (e) pensó que otros asuntos eran más importantes [19]. También me envió una declaración profluoración que había emitido en 1967 [25]. Su afirmación de que había hablado en favor de la fluoración me sorprendió. Aunque he leído miles de documentos relacionados con los puntos de vista y las actividades de Pauling, nunca me he encontrado con ninguna otra indicación de que haya apoyado públicamente la fluoración.

En 1983, Pauling e Irwin Stone testificaron en una audiencia en representación de Oscar Falconi, un promotor de vitaminas acusado por el Servicio Postal de hacer declaraciones falsas de varios productos.Pauling apoyó las afirmaciones de Falconi de que la vitamina C era útil no solo para prevenir el cáncer, sino también para curar a los drogadictos y destruir tanto los virus como las bacterias. El juez de derecho administrativo concluyó que Pauling no pudo fundamentar sus afirmaciones [26].

Pauling también testificó en 1984 ante la Junta de Aseguramiento de Calidad Médica de California en defensa del Dr en medicina Michael Gerber, quien fue acusado de administración inadecuada de tratamientos a pacientes. Una era una mujer de 56 años con cáncer tratable que, según concluyó la Junta, había muerto como resultado de la negligencia de Gerber mientras la trataba con hierbas, enzimas, enemas de café y terapia de quelación. Los otros pacientes eran niños gemelos de tres años con infecciones de oído por las cuales Gerber había prescrito 70,000 o más unidades de vitamina A por día y enemas de café dos veces por día durante varias semanas. La Junta encontró a Gerber culpable de negligencia grave e incompetencia, repitió actos similares de negligencia y otros cargos similares y revocó su licencia médica de California. Ahora practica en Nevada bajo una licencia homeopática.

Un volante distribuido en 1991 por el Instituto Linus Pauling recomendaba dosis diarias de 6.000 a 18.000 mg de vitamina C, de 400 a 1.600 UI de vitamina E y de 25.000 UI de vitamina A, además de otras vitaminas y minerales. Estas dosis no tienen ningún beneficio comprobado y pueden causar efectos secundarios problemáticos. En el caso Gerber, Pauling testificó que la ingesta adecuada de vitamina C para los adultos era "alrededor de 10 o 20 gramos por día", que esto reduciría significativamente las tasas de mortalidad y que conocía a las personas que habían tomado 150 gramos de vitamina C al día. durante años sin efectos secundarios graves [27].

El Instituto Linus Pauling de hoy

Después de la muerte de Pauling, las solicitudes de recaudación de fondos expresaron su preocupación de que su muerte dificultaría la recaudación de fondos para continuar las operaciones del instituto. En 1996, los activos del Instituto de Ciencia y Medicina Linus Pauling se utilizaron para establecer el Instituto Linus Pauling (LPI, por sus siglas en inglés) como un instituto de investigación en OSU para investigar la función y el papel de los micronutrientes, fitoquímicos y microconstituentes de los alimentos en el mantenimiento de la salud humana y prevenir y tratar enfermedades; y para avanzar el conocimiento en áreas que eran de interés para Linus Pauling a través de la investigación y la educación [28].

El sitio web de LPI tiene excelentes artículos sobre la función y el papel de muchos nutrientes. Excepto por la vitamina E, los niveles de nutrientes recomendados por el LPI están en línea con las opiniones científicas predominantes. Un artículo señala que las recomendaciones de vitamina C de Pauling se basaron en "argumentos teóricos" y que ahora tenemos mucha más información científica sobre la cual basar las recomendaciones [29]. Esto ciertamente es verdad, pero pasa por alto el hecho de que las teorías sobre meganutrientes de Pauling eran absurdas y se mantuvieron incluso después de que los estudios científicos las refutaran. En general, sin embargo, el LPI ahora es un centro de educación e investigación respetable.

En conclusión

Aunque las afirmaciones de mega dosis de vitaminas de Pauling carecieron de la evidencia necesaria para la aceptación de la comunidad científica, han sido aceptadas por un gran número de personas que carecen de la experiencia científica para evaluarlas. Gracias en gran parte al prestigio de Pauling, las ventas anuales de vitamina C en los Estados Unidos han sido de cientos de millones de dólares durante muchos años. Pauling también jugó un papel en la exitosa campaña de la industria de alimentos saludables para debilitar las leyes de protección al consumidor de la FDA. El Instituto Linus Pauling que lleva su nombre se ha convertido en una organización respetable. Pero el consejo irracional de Pauling sobre los suplementos continúa desviando a las personas hasta nuestros días.

Para Información Adicional

Referencias

  1. Pauling L: Vitamin C and the Common Cold. San Francisco: WH Freeman, 1976.
  2. Pauling L: Vitamin C, the Common Cold and the Flu. San Francisco: WH Freeman, 1976.
  3. Pauling L. How to Live Longer and Feel Better. Nueva York: WH Freeman, 1986.
  4. Pauling L: Speech at Natural Foods Exposition, March 29, 1982, reported in Natural Foods Merchandiser, June 1982, p.65.
  5. Marshall CB. Vitamin C: Do High Doses Prevent Colds? Quackwatch, 3 de octubre de 1999.
  6. Anderson TW and others Vitamin C and the common cold: a double-blind trial. Canadian Medical Association Journal 107: 503-508, 1972.
  7. Anderson TW and others. The effect on winter illness of large doses of vitamin C. Canadian Medical Association Journal 111:31-36, 1974.
  8. Anderson TW. Large-scale trials of vitamin C. Annals of the New York Academy of Sciences 258:498-504, 1975.
  9. Anderson TW and others. Winter illness and vitamin C: the effect of relatively low doses. Canadian Medical Association Journal 112:823-826, 1975.
  10. Karlowski TR, Chalmers TC and others. Ascorbic acid and the common cold: A prophylactic and therapeutic trial. JAMA 231:1038-1042, 1975.
  11. Cameron E, Pauling L. Supplemental ascorbate in the supportive treatment of cancer: prolongation of survival times in terminal human cancer. Proceeding of the National Academy of Sciences 73:3685-3689, 1976.
  12. Cameron E, Pauling L. Supplemental ascorbate in the supportive treatment of cancer: reevaluation of prolongation of survival times in terminal human cancer. Proceeding of the National Academy of Sciences 75:4538-4542, 1978.
  13. DeWys WD. How to evaluate a new treatment for cancer. Your Patient and Cancer 2(5):31-36, 1982.
  14. Creagan ET and others. Failure of high-dose vitamin C (ascorbic acid) therapy to benefit patients with advanced cancer. A controlled trial. New England Journal of Medicine 301:687-690, 1979.
  15. Moertel CG and others. High-dose vitamin C versus placebo in the treatment of patients with advanced cancer who have had no prior chemotherapy. A randomized double-blind comparison. New England Journal of Medicine 306: 236, 1982.
  16. Tschetter L and others. A community-based study of vitamin C (ascorbic acid) in patients with advanced cancer. Proceedings of the American Society of Clinical Oncology 2:92, 1983.
  17. Pauling L. Vitamin C therapy and advanced cancer (letter). New England Journal of Medicine 302:694, 1980.
  18. Lowell JA. Some notes on Linus Pauling. Nutrition Forum 5: 61-67, 1988.
  19. Pauling L. Letters to Stephen Barrett, M.D., March 26, April 23, May 18, May 28, 1981.
  20. About the LPI. Linus Pauling Institute Web site, accessed June 8, 2008.
  21. Goertzel T, Geortzel B. Linus Pauling: A Life in Science and Politics. Nueva York: Basic Books, 1995.
  22. Robinson AB and others, Suppression of squamous cell carcinoma in hairless mice by dietary nutrient variation. Mechanisms of Aging and Development 76:201-214, 1994.
  23. Robinson AB. Nutrition and Cancer. Nutrition and Cancer Web site, Dec 1999.
  24. Heaney ML and others. Vitamin C antagonizes the cytotoxic effects of antineoplastic drugs. Cancer Research 68: 8031-8038, 2008.
  25. Pauling L. The fluoridation of drinking water. Nov 29, 1967.
  26. Appeal of P.S. Docket No. 16/18, Falconi d/b/a/ Wholesale Nutrition Club, 3/22/84.
  27. Pauling L Testimony at a hearing concerning Michael Gerber, M.D., March 6, 1984.
  28. Linus Pauling biography. Linus Pauling Institute Web site, accessed June 8, 2008.
  29. The difference between Dr. Linus Pauling's recommendations and the Linus Pauling Institute's recommendation for vitamin C intake. Linus Pauling Institute Web site, accessed June 8, 2008.

Este artículo fue revisado el 14 de septiembre de 2014

Revisión en español por Samanta McDermoth

Modificado por última vez en Jueves, 22 Noviembre 2018 22:46

Deja un comentario

Asegúrese de introducir toda la información requerida, indicada por un asterisco (*). No se permite código HTML.

Dona a Verificiencia

Verificiencia es un proyecto operado por voluntarios, tu ayuda nos permitirá crecer.



Lo mas popular

Arriba